El tándem Carpena-Villanueva: la gran farsa del deporte español

carpePuede que a usted le tomen el pelo o se lo deje tomar. A nosotros, ni lo uno ni lo otro. El tándem Fernando CarpenaLuis Villanueva representa una de las grandes farsas del deporte español, sino la mayor. Con la connivencia del Consejo Superior de Deportes (CSD), el presidente y el director deportivo de la Real Federación Española de Natación (RFEN han colocado a la natación española en una situación muy delicada. Bajo el paraguas del resto de deportes acuáticos, principalmente el waterpolo, y los éxitos de Mireia Belmonte (el último de estos se remonta al Mundial de 2017, hace ya cuatro años), Carpena ha ido capeando el temporal con el asombroso e incondicional apoyo del resto de estamentos (clubes, territoriales, deportistas y árbitros). A las últimas elecciones no se presentó ningún otro candidato. Esto dijo Carpena en Marca hace unas semanas:  «Si eres un desastre te echan enseguida, pero la lógica indica que, si eres capaz, el sistema hace que sea más sencilla la reelección, más favorable para el que quiere repeti«. Cómo no, Carpena obvia que el sistema es perverso y poco (o nada) democrático, sujeto a maniobras retorcidas que le han perpetuado en la dirección. Esta es una de las grandes asignaturas pendientes del deporte español: un cambio radical de los procesos electorales federativos. Ahora mismo, no hay señales de que vaya a cambiar. Los continuos cambios en la dirección del Consejo Superior de Deportes (CSD), un organismo opaco que suma cinco presidentes desde los Juegos de Río 2016, benefician a dirigentes como Carpena. El CSD despilfarra el dinero público en chiringuitos deportivos como la RFEN, que, por cierto, ha eliminado de su página web toda la información económica anterior a 2018. Pese a percibir anualmente millones de euros en subvenciones públicas (6,2 en 2020), de la RFEN sólo se conoce el sueldo de su presidente. El resto de salarios y gastos están incluidos en grandes partidas. Pocos organismos públicos o semipúblicos son tan opacos como la RFEN.

villa1) Lo llaman ‘nueva etapa’: Carpena habla de «nueva etapa» para tratar de insuflar optimismo a una natación totalmente deprimida. Es una tomadura de pelo en toda regla. Una más. Tanto el presidente de la RFEN como su amigo Villanueva y el nuevo director de Rendimiento, el irlandés Sean Kelly, hablan de un proyecto a medio-largo plazo, seis u ocho años. Albert Tubella, anterior director técnico de la RFEN, fue destituido a los dos años y medio de asumir el cargo. Su etapa duró de diciembre de 2016 a abril de 2019. Ni siquiera le dieron de margen un ciclo olímpico. Luis Villanueva, que había sido contratado por Carpena en octubre de 2018, le fulminó por los resultados del clasificatorio mundialista de abril de 2019 pese a que los postulados de Tubella eran compartidos por el head coach federativo, Fred Vergnoux. Y también por Villanueva, quien  como director técnico de la RFEN sólo se llevó a dos chicos a los Juegos de Londres 2012.

2) Amiguetes en el CSD: Albert Tubella no tenía padrinos en el CSD. Era una presa fácil y acabó pagando el pato. A Tubella, al contrario que a Villanueva, tampoco le enchufaron en su día en el CSD. Este último, que no ha entrenado a nadie relevante en su vida y cuyo mayor mérito es hablar inglés y haber estado en el lugar adecuado en el momento preciso, no sabe lo que es ganarse las lentejas fuera de la RFEN y de los organismos públicos. Su paso por Nueva Zelanda fue intrascendente. Salió por la puerta de atrás para regresar al CSD en septiembre de 2015 y a partir de ahí comenzó a gestionar con su amigo Carpena su vuelta a la RFEN, tal y como publicó este medio en abril de 2015 basándose en fuentes neozelandesas (pincha aquí). Villanueva fue nombrado subdirector adjunto de Alta Competición. Allí estaba, y sigue, su íntimo amigo Txus Mardaras. Estudiaron juntos e incluso compartieron piso en Madrid. Mardaras es el subdirector general de Alta Competición del CSD. Durante su última etapa en el CSD, Villanueva fue miembro de la Comisión de Valoración que decidía las subvenciones ordinarias a las federaciones deportivas. Huelga decir que la RFEN gozó siempre de un trato especial. El escandaloso déficit de 2014 fue compensado con inyecciones de dinero público. Carpena jamás asumió ninguna responsabilidad más allá de que le obligaron a bajarse el sueldo. Los platos rotos los pagó el entonces gerente, Eugenio Bermúdez.

RIVERA3) Cobardes e impresentables: La mayor habilidad de Carpena es haber instaurado una especie de ley del silencio. Salvo contadas excepciones, nadie osa criticar en público la gestión o maniobras de la RFEN. Disfrazado de corderito, Carpena ha prohibido a los empleados de la RFEN hablar con este medio. Quien habla con Natacción queda marcado. Esta omertá se extiende a los presidentes territoriales, de clubes, entrenadores y deportistas. Carpena incluso ha conseguido llevarse a su terreno a sus mayores detractores. Es el caso del presidente de la Valenciana, Marco Rivera, quien ha acabado abrazando al presidente de la RFEN pese a despotricar de sus políticas y de los gestores deportivos federativos.

La llegada de dos entrenadores británicos que ni siquiera hablan español tampoco ha merecido opinión de la Asociación Española de Técnicos de Natación (AETN), cuya presidenta, Esperanza Jaqueti, es vocal de la junta directiva de la RFEN e íntima amiga de Carpena. «No tenemos nada que decir«. El nivel de mediocridad y cobardía general es aplastante.

Que dos responsables federativos no hablen español puede interpretarse como una anécdota o la mayor absurdidad. ¿Cómo vas a conocer las peculiaridades de la natación española si ni siquiera hablas ni entiendes el castellano? Así, estás abocado a un trastazo monumental, principalmente porque te falta información y tu comunicación es limitada.

4) De aquellos sueldos estos lodos: Más de 10 años después de su eliminación, la natación española ha sido incapaz de restaurar las dietas a los deportistas, una ayuda que Carpena se cargó mientras la asamblea de la entidad le aprobaba en enero de 2009 un sueldo de 100.000 euros anuales. Aquella vergonzante asamblea reflejó todo lo que vendría después: un presidente tan autoritario como arbitrario al que no se le conoce ninguna otra actividad más que vivir de la teta federativa y el dinero público. La natación española le debe a Carpena su actual estado depresivo. Y cuando hablamos de natacion española hablamos de los deportistas y sus familias, que son quienes cargan con el esfuerzo.

Habrá más…

 

Seguramente también te guste

11 Respuestas

  1. Gekko dice:

    Todo esto tiene un nombre MAFIA, CORRUPCION, ABUSO DE PODER, esa es la actual política de la RFEN. Como bien dices INGLATERRA buscando la jubilación en nuestro resultado. PATETICO y LAMENTABLE, ni siquiera respetan sus propias normas como para respetar la transparencia, dinero despilfarrado en sus propios bolsillos sin importarles los deportistas, entrenadores y clubes.

  2. Swiminof dice:

    Un desastre,pero pensando en positivo ,los chic@s no van a vivir de la natación o como mucho una temporada,se pueden ir a USA ,vivir la experiencia, estudiar allí,trabajo no les faltara en ese país y si progresan mucho en la natación ,intentar hacer lo de Hugo,aquí miserias , menosprecios,entrenadores cobardes,federaciones compradas, nadadores pelotas ,amiguismo,e imposibilidad de compaginar alto rendimiento con ciertos estudios superiores

  3. Deivid dice:

    Alguien sabe cómo van a ser los nacionales de verano ? Por ranking? Por mínimas ? Por ambas?
    Porque hay que reservar billetes de avión , hoteles etc. y no tenemos una estimación de cuántos nadadores pueden acudir.
    Si alguien sabe algo que nos de un poco de luz.

  4. Yo dice:

    Evidentemente más de uno ha sufrido la prepotencia de Villanueva recordando que informar de cosas al CSD no sirve porque son sus colegas, pero no puedo admitir que para denostar a la actual cúpula que evidentemente se lo merece hagamos bueno a Tubella que cuando fue seleccionador de categorías inferiores cerró la puerta a nadadorxs con mínima FOJE, por seleccionar solo a los 1 clasificados y jamás dando oportunidad a muchos que con peores condiciones de entrenamiento se quedaban en la puerta, no hay de momento elogios para nadie desde hace tiempo

  5. Luis dice:

    El conformismo de todos los que podían arreglar esto es patético, en otro país y con otros nadadores con derecho a voto ésto no hubiera durado ni una temporada, pero el egoísmo y aprovechamiento de las circunstancias beneficia a muchos y nadie está dispuesto a renunciar a ningún privilegio….ése es el problema

  6. ell dice:

    Los cargos, altos, medios y empleados cobran un sueldo medio de 78.589€ brutos

    NINGÚN NADADOR/AS, RECIBEN NI UN €, DE SUELDO O BECA, PRIMA POR RESULTADOS ,INCLUIDOS LOS OLÍMPICOS, TAMPOCO TIENEN UNA ASOCIACIÓN QUE LES DEFIENDA, ASÍ LES VA ¡¡¡¡¡¡¡

    No estaría de mas que en la próxima competición nacional, los actores principales nadadores /as, hiciera algún acto revindicando lo que le pertenece

    Haaa claro ,, que esto no sucederá nunca , se encargarán los entrenadores que forman parte activa directa o indirecta ,de la RFEN , de cuartar cualquier iniciativa que pudiera salir espontáneamente de los nadadores

    Sean Kelly ,,,,,,,,,, en este país los nadadores se dejan la piel en la piscina cada día ,,,,,,,,,,,,, los directivos y altos cargos , se dejan la salud en terminarse las abundantes viandas de cada comilona

    ASI NOS VAN

    • Extremoduro dice:

      Muy de acuerdo con todo lo que dices. Pero puestos a inventarte el sueldo medio desde Carpena hasta un empleado, podrías haber picado un poquito más bajo.

  7. swimrun dice:

    Al final de todo lo contado, la única conclusión a la que llego es al papel que desempeñan los nadadores. Me explico: Todos quieren cobrar dietas, Todos quieren que los nacionales de verano (independientemente de la categoria) se realicen con los deportistas que hayan conseguido marca mínima, no por ranking. Todos en general quieren que cambien las cosas, pero ninguno es capaz de iniciar una campaña seria para que todo esto pase. Por tanto, tienen lo que se merecen y lo tienen por ser unos cobardes.
    ¿Para cuando una campaña «TODOS O NINGUNO» PARA EXIGIR A LA RFEN que establezca la participación en los nacionales con marcas mínimas? ¿Acaso los «primeros espadas» no son capaces de lanzar ese órdago a la RFEN? ¿ Para cuando un comunicado conjunto del equipo nacional negandose a participar en competiciones internacionales si no se restauran las dietas y viajes?
    ¿Tanta cobardía hay? ¿Tanto miedo? ¿Que haría la RFEN si todos los principales nadadores de cada categoria se negaranparticipar si no se amplia elnúmero de participantes ? ¿No son acaso sus compañeros? ¿Que papel juegan los nadadores miembros de la asamblea? ¿como vamos el resto de federados a admirar el liderazgo de Mireia, de Jessi, de Hugo, si son incapaces de abanderar una reivindicación tan legítima?
    Por todo ese miedo, nos merecemos lo que tenemos.

Responder a Federcio López Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR