Fernando Carpena, al margen de la realidad

caMenos de un año después de salir reelegido presidente de la Real Federación Española de Natación (RFEN), Fernando Carpena planteará a los asambleístas un aumento de su salario hasta los 60.000 euros brutos anuales. Este nuevo sueldo supone una subida de 14.000 euros con respecto a lo cobrado durante los tres últimos años. El aumento de salario no iba en el programa electoral que Carpena presentó en noviembre de 2016 durante el contaminado y antidemocrático proceso que concluyó con su reelección. Llama la atención que su rival en las elecciones, Miguel Ortiz-Cañavate, se expresara con claridad en este punto («el sueldo no hay por qué tocarlo«, dijo) y Carpena no hiciera una sola mención a este aspecto en el detallado documento que presentó como programa electoral.

Antes ha llegado el aumento de sueldo que otras muchas iniciativas que sí recogía el manual de buenas intenciones de este dirigente que vive ajeno a la realidad social: en 2009, en medio de una crisis galopante, se puso un salario de 100.000 euros anuales. Unos meses antes, en septiembre de 2008, el entonces ministro de Económía del Gobierno, Pedro Solbes, afirmó: «Es la peor crisis que he vivido, y tengo 66 años«. La asamblea, formada por unos 100 miembros, aprobó un salario de alto ejecutivo para Carpena, que ganó las elecciones pese a haber dejado las cuentas de la federación madrileña hechas jirones.

Fernando Carpena fue el único empleado de la RFEN que en 2014 se subió el salario: de 68.997 a 71.809 euros anuales. Ese mismo año el ejercicio económico de la entidad arrojó un déficit de más de 700.000 euros, incumpliendo el plan de viabilidad diseñado por el Consejo Superior de Deportes (CSD). La desfachatez de Carpena no tiene límites. El apartado económico de su programa electoral recogía el «cumplimiento estricto del plan de viabilidad«. Disfrazar la realidad a su antojo es una de las especialidades de Carpena, un tipo propenso a la mentira que afirmó en una entrevista concedida al portal waterpolista.com que sólo cobró 100.000 euros durante tres o cuatro meses en 2009. Falso. Sus salarios fueron los siguientes: 100.000 euros en 2009, 86.071 en 2010, 78.989 en 2011, 78.252 en 2012, 68.997 en 2013, 71.809 en 2014 (único empleado federativo con subida salarial) y 46.349 en 2015, 2016 y 2017. No hay que olvidar un detalle: Carpena tiene tarjeta visa federativa a su disposición con un gasto medio de entre 30.000 y 35.000 euros anuales.

El Instituto Nacional de Estadística (INE) reveló este pasado verano que el sueldo medio en España es de 23.106 euros. Y que de los 17 millones de asalariados que tiene el país, el 34,3% (seis millones de trabajadores) percibió en 2015 unos ingresos iguales o por debajo del Salario Mínimo Interprofesional, 648 euros mensuales aquel año. Al margen de la cruda realidad, Carpena plantea ahora cobrar 60.000 euros, por encima del salario del presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, y 3.000 euros menos que el de Asturias, Javier Fernández.

Que siga la fiesta…

 

Seguramente también te guste

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR