Fran Halsall se retira a los 26 años

En los poyetes de algunas de las finales del Mundial de Budapest faltará una de las divas de la velocidad durante los últimos lustros: Francesca Jean Halsall, Fran Halsall. La británica ha anunciado su retirada a los 26 años. Y lo ha hecho con un punto de sorna: «Despedirme de la natación es una complicada decisión para alguien cuya vida ha girado en torno a las piscinas, las pesas, las pesas, la dieta, los controles antidopaje, las concentraciones y las siestas. Estoy ansiosa por comenzar un nuevo capítulo en mi vida, comer y beber lo que quiera, ser una persona normal, disfrutar de los días festivos como cualquier ser humano. Ya no tendré que hacer pis en un bote mientras alguien me observa. Ahora sólo me miran cuando sin querer me dejo la puerta abierta y entra el perro a husmear. Cierro un capítulo de mi vida y empieza el siguiente«.

Halsall, nacida en Southport, en el noroeste de Inglaterra, se despide sin ninguna medalla olímpica en su palmarés, casi una anomalía tras una carrera plagada de éxitos cuya trayectoria internacional comenzó en los Juegos de la Commonwealth de 2006. Tenía 16 años y contribuyó a las platas de su país en los relevos 4×100 y 4×200 libres, en ambos casos nadando la última posta. Halsall deja la competición con 10 podios en Mundiales, 17 continentales y 11 de los Juegos de la Commonwealth.

halsallhalsall2Su último gran golpe en la piscina se produjo en la final de esta última competición disputada en Glasgow en 2014: ganó los 50 libres con 23.96, entonces la mejor marca de la historia sin contar las realizadas con bañador de poliuretano. En ese momento, sólo dos nadadoras habían corrido más, y ambas con trajes mágicos: Britta Steffen y Therese Alshammar. Marleen Veldhuis, por su parte, también tenía 23.96 de la aquella época. Halsall derrotó en Glasgow a la australiana Cate Cambell, quien el año pasado firmó 23.84, segunda mejor marca de todos los tiempos, y 23.93. Ese mismo año, la británica se proclamó campeón europea de 50 libres y 50 espalda. Este último título también lo ganaría en el Europeo del año pasado celebrado en Londres. Sus mayores éxitos individuales en Mundiales fueron la plata en los 100 libres de Roma 2009 y el bronce en los 50 libres de Barcelona 2013.

«Estar en la cima de un deporte durante 10 años es para sentirse orgullosa«, asegura Bill Furniss, head coach británico. Halsall disputó sus primeros Juegos Olímpicos en 2008. Tenía 18 años y consiguió clasificarse para la final de los 100 libres, que acabó octava con 54.29 tras firmar en las semifinales 53.94 y en las series 53.93. En los 50 libres se quedó en semifinales. Gran Bretaña acudió a aquellos Juegos con nadadoras con Rebecca Adlington, quien se proclamó campeona olímpica de 400 y 800 libres con 19 años; Joanne Jackson, por su parte, se colgó el bronce en los 400 libres. En Londres 2012, Halsall finalizó quinta en los 50 libres y sexta en el hectómetro, mientras el verano pasado en Río se quedó a dos centésimas del podio en los 50 libres.

«Anunciar mi retirada es algo extraño para mí; nunca he percibido la natación como un trabajo, sino como un pasatiempo. Es lo que he hecho durante más de una década. Estoy agradecida a todos aquellos que han dedicado tanto tiempo, dinero y conocimiento en este capítulo de mi vida«.

Seguramente también te guste

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR