«No valen las excusas, ¡hay que seguir luchando y darlo todo!»

Juan Pérez Ortiz

martaportada

Dice Marta González Crivillers que “aún” no se considera una velocista. “Los 100 libre me salen, pero los 50 no salen todavía como yo quisiera. Creo que un velocista debe ser bueno en ambas pruebas”. Mientras va definiendo su perfil, trata de corregir un problema en las cuerdas vocales que afecta a su respiración. Mal asunto tratándose de una deportista de élite cuyas prestaciones pasan por emplear el 100% de la capacidad pulmonar. “Me veo soplando velas a todas horas”, bromea. Marta anda entre otorrinos y logopedas. “Tengo que educar la voz”. El diagnóstico llega después de que relacionaran sus dificultades para respirar con un principio de asma, enfermedad que también sufre aunque de manera leve. Antes del asma fue una mononucleosis detectada cuando ya había remitido, tras el Mundial de Barcelona 2013; y antes de la mononucleosis una delicada lesión en el hombro derecho. Todo un poema que la catalana afronta con coraje: “A mí me gusta darlo todo en los entrenamientos. No me gustan las excusas. ¡Hay que seguir luchando!”.

Nacida en la barcelonesa Vic, en cuyo corazón se elabora el sabroso salchichón de Casa Riera Ordeix, Marta González cumplió 19 años el pasado 9 de abril. Si su dieta incluyó mucho salchichón y fuet es un misterio, pero el caso es que mide 1,81 y pesa unos 73 kilos. Lleva cuatro años en el CAR de San Cugat. Desde junior. Fue entrenada por Luis Rodríguez y ahora sigue los planes de José Antonio del Castillo, el director de Alto Rendimiento de la federación española, técnico que está detrás de los espectaculares resultados de Melani Costa, Marina García o Catalina Corró.

martadentro

La intensidad es mayor ahora”, afirma la nadadora del Sant Andreu, quien el año pasado participó en el relevo 4×100 libres del Mundial de Barcelona junto con Patricia Castro, Beatriz Gómez y Melani Costa. Acabaron 12ª batiendo el récord de España con 3:42.08. “Me puse bastante nerviosa cuando me dijeron que abría yo el relevo, la verdad. Por lo demás, nos acogieron muy bien a los nuevos. El ambiente fue estupendo”. Su rendimiento fue inferior al ofrecido unos meses antes en el Open de Pontevedra: firmó 56.39 cuando tenía como mejor marca 55.98, su mejor tiempo personal y tercer mejor registro el pasado curso tras los 55.15 de Melani Costa y los 55.66 de Fátima Gallardo. En los Juegos del Mediterráneo, disputados en Turquía en junio del año pasado, se colgó dos platas en los relevos 4×100 estilos y 4×200.

Esta temporada ha sido discreta. “Muy bien no ha ido”, reconoce. En el Open de Palma disputado el pasado abril, clasificatorio para el Europeo, firmó 56.10. Se quedó lejos de la mínima (55.01), el primer objetivo. Tampoco fue seleccionada para el relevo, que la federación no presentó en Berlín. “El tiempo que hicimos entre todas fue flojito”, considera. Lo cierto es que la final del Open de 2013, trampolín hacia el Mundial, tampoco fue más rápida: Costa batió el récord de España con 55.15; Marta hizo el segundo mejor registro entre las españolas con 55.98; y Patricia Castro y Beatriz Gómez firmaron 56.50 y 56.68. Sin embargo, los técnicos de la federación sí tiraron relevo en la piscina del Palau Sant Jordi.

Estudiante de una rama de Filología, Marta asegura que su entrada en el CAR de San Cugat cambió su percepción de la preparación: “Cambias la mentalidad. Pasas de no tener unos objetivos muy definidos a centrarte al 100% en la natación y los estudios. Adquieres responsabilidad”. Su mejora en el CAR ha sido progresiva y notable. “Quieras o no mejoras; cambias la manera de hacer las cosas, desde los detalles técnicos hasta el volumen de metros”. La nadadora del Sant Andreu afirma que fuera de un centro sería difícil alcanzar el nivel internacional, “a no ser que entrenes en clubes con instalaciones potentes como el Sant Andreu o el Sabadell”. ¿Y esta temporada? “Pues hay que seguir trabajando, mejorar las salidas, el subacuático y la transición”.

*Imagen portada: Marta, a la derecha, junto a Catalina Corró, Lidón Muñoz y Claudia Dàsca, relevo 4×200 libre de los Juegos del Mediterráneo; interior: el relevo 4×100 estilos con Marta González, Carla Campo, Jessica Vall y Lidón Muñoz.

Seguramente también te guste

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR