RFEN: ajustes para los deportistas y despilfarro para los ‘amiguetes’

carpeEl titular informativo de esta pieza debería haber sido el siguiente: La RFEN recorta el gasto en actividad deportiva por falta de recursos. También cabría otro algo más explicativo: La RFEN recorta el gasto en actividad deportiva mientras aumenta su nómina de altos cargos.

Bien, el asunto es que tras cerrar el ejercicio económico de 2018 con un déficit de 413.263 euros debido a la reestructuración interna federativa, desajuste que se explica con las contrataciones del director deportivo y de operaciones, Luis Villanueva y José Luis Hidalgo, y del fisiólogo Íñigo Mújica, la RFEN ha recortado el gasto en actividad deportiva en la última parte de 2019, de ahí que la primera concentración de la temporada del equipo nacional de natación se redujera a tres días en Sant Cugat, del 11 al 13 de septiembre. En septiembre de 2017 y 2018, para que se hagan una idea, la concentración se realizó en Tenerife y en ambos casos duró ocho días.

villaLos responsables técnicos de la RFEN, con Luis Villanueva a la cabeza, informaron hace poco a los entrenadores de los nadadores del equipo nacional que por falta de medios la concentración de principios de temporada se reducía a tres días y se hacía en Sant Cugat. Este tijeretazo a la actividad deportiva se produce un año después de la contratación de Villanueva como director deportivo (también ahora director técnico de natación) y nueve meses después de la de Hidalgo como director de operaciones, dos fichajes envueltos en polémica por el modo en que se produjeron, toda una astracanada que contó con la complicidad de directivos y demás fauna ibérica del organigrama de la RFEN. Se llamen como se llamen y ocupen el cargo que ocupen, en la natación española nadie tiene el arrojo ni la dignidad suficiente para denunciar o frenar todo este sonrojante despropósito. Un bochornazo.

La reestructuración interna de la RFEN ha pasado por aumentar el número de altos cargos de la entidad. El resultado es el expuesto por la propia federación: un déficit de más de 400.000 euros en 2018. La situación se puede complicar debido a que la RFEN solicitó fuera de plazo una subvención pública que puede quedarse sin cobrar y afectar de manera seria a la contabilidad. Sobre este punto, Natacción está tratando de recabar información debido a que la facilitada por la RFEN en su página web es incompleta y confusa. Como siempre que se quiere ocultar algo.

cacota

Seguramente también te guste

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR